Guía de como iluminar tu cocina

En la siguiente guía te enseñamos a iluminar tu cocina

1. Aprovecha la luz natural

Es muy importante cuidar la luz natural ya que será no sólo la más económica sino también la que mejor te va a permitir ver y disfrutar de la cocina.

Si tu cocina cuenta con una ventana donde entre la luz de sol vamos a intentar no tapar esa ventana con ningún tipo de cortina o mueble que impida que la luz bañe tu cocina.

Es cierto que en ocasiones debemos cubrir la ventana de la cocina ya que da a patios interiores donde estamos a la vista de vecinos y quizás eso no sea de nuestro agrado, no hay problema, en esa guía te damos las mejores soluciones.

2. Ahorra utilizando luces LED

Aquí somos expertos en productos LED y recomendamos iluminar tu cocina con luces LED. Este tipo de iluminación te va a permitir ahorrar cerca de un 88% en tu consumo de energía.

Piensa la cantidad de horas que pasas en la cocina haciendo la comida, recogiendo, limpiando incluso en muchas ocasiones la cocina se convierte en un lugar de ocio cuando tenemos a los más pequeños.

Por todo esto recomendamos que las luces de la cocina sean LED, vas a notar la diferencia.

3. Adapta la iluminación

Es prácticamente de obligado cumplimiento una luz LED que ilumine de manera general la cocina, en el caso de que nuestra cocina sea grande entonces podemos comprar varios focos LED para conseguir una iluminación con armonía.

Con las tiras LED podremos iluminar los muebles que están arriba de la encimera así conseguiremos un doble objetivo; por un lado proporcionaremos más luz que nos vendrá genial para cocinar y por otro lado le daremos a la cocina un toque personal.

4. Elige bien la temperatura de la luz

Según el tipo de habitación la luz debe ser más cálida o más fría. En el caso de las cocinas utilizaremos una luz fría ya que este tipo de iluminación nos hará que estemos más activos y despiertos, que es ideal para cocinar y además no alterará el color de los alimentos puesto que esto es fundamental para disfrutar de una buena experiencia culinaria.

5. La utilidad de tu cocina

A menudo la cocina sólo es para cocinar si cuentas con un salón cercano a la cocina pero en ocasiones ya sea por comodidad, por falta de espacio o por ser prácticos la cocina se convierte en una de las estancias más concurridas de tu casa.

Es importante saber si tu cocina tiene un uso más amplio ya que si es así es todavía más importante el uso de luces LED ya que tu ahorro en el consumo de la luz será importante para ti.

6. Ilumina los rincones más oscuros

Si tu cocina cuenta con una despensa, un armario o una alacena donde guardar todos los productos es muy aconsejable que ilumines estos con luces LED, y si son con sensor de movimiento mucho mejor.

Olvídate de abrir el armario a oscuras y llevarte un rato buscando el café por las mañanas, además, si tu frigorífico tiene luz, ¿Por qué no la va a tener tu despensa?

7. Disfruta de tu cocina

Quizás sea el paso más importante. No veas tu cocina como un lugar aterrador donde pasarte las horas. Ambienta tu cocina con música, con una televisión o con la compañía de tus seres queridos.

La cocina es un lugar fascinante de la casa, nos une para hacer de una de las cosas que más nos gustan: disfrutar de la comida.